jueves, 15 de diciembre de 2016

Animales Fantásticos y Dónde Encontrarlos

Crítica publicada el día 23 y 24 de Noviembre en El Sol de Mazatlán y ADN Morelos

Era cuestión de tiempo. El universo creado por J.K Rowling es tan grande y basto, con temas muy interesantes que no sacarle provecho creativo y económico hubiese sido un grave error. Hace menos de dos años se confirmó la creación del Spin Off del libro leído por los alumnos de Hogwarts llamado “Animales fantásticos y dónde encontrarlos” y seguramente se planea (hipotéticamente hablando) o, al menos, han pensado realizar “Quidditch a través de los tiempos” y/o “Los cuentos de Beedle el Bardo”. Pero como dicen, en lo que son peras o manzanas, vamos a enfocarnos a lo que ya está aquí y ¡vaya forma de regresar a presenciar magia!

Año 1926. Newt Scamander (Eddie Redmayne) acaba de completar un viaje por todo el mundo para encontrar y documentar una extraordinaria selección de criaturas mágicas. Llegando a Nueva York para hacer una breve parada en su camino, donde podría haber llegado y salido sin incidentes…pero no es así. Debido a una serie de circunstancias se topa con un Muggle llamado Jacob (Dan Fogler) y se le fugan algunas criaturas fantásticas, asunto que podría causar problemas al mundo mágico y en el mundo Muggle. 



Puede comentarse mucho, sobre todo datos curiosos (que seguro han leído en diversas publicaciones). El más sobresaliente es que habrá cuatro filmes de esta nueva saga y están ambientados entre el año de 1926 a 1945. Los Potterheads, si hacen cuentas e hilan situaciones podrán frotarse las manos con lo que viene. Si usted es un espectador común, lo dejaremos así hasta que se vayan acercando las cintas pues son varios datos a revelar.

Pues bien, se estrenó la semana pasada y es un buen entretenimiento, posee una magnifica ambientación, set´s, excelsos detalles en la decoración, buen y atinado vestuario de época, en música no se queda atrás (tiene toque de Blues y Jazz). Cabe resaltar que también es ataviada de imaginación y frescura (por mucho que ya conozcamos elementos expuestos). Los efectos son buenos y mejores que en las pasadas del universo mágico. Sin embargo, hay algo que sobresale, la historia es madura; ya no son niños aprendiendo a utilizar varitas y hechizos, son adultos enfrentándose al mundo. La historia es sencilla pero se goza, se disfruta, divierte, fascina, emociona, provoca ternura y aprehensión por los animales (que al igual que nuestro mundo, padecen persecución e indiferencia).



David Yates, director de las últimas cuatro películas de Harry Potter – las más desabridas – hizo un buen trabajo, algo difícil e impactante de creer, y es que es un realizador muy mecánico que no pone nada propio y solo sigue ordenes del estudio. Aquí sorprende, y es indudable que conoce donde está parado. También, seguro tiene que ver la guía de la autora, creadora y guionista, J.K Rowling, esta obra fue su debut cinematográfico y se lució.

Otra de las grandes cuestiones por las que es un buen trabajo, es el cast. Hay una mezcla de actores con un gran repertorio, otros no tan conocidos y otros que se van formando. Esto es contrario a lo que se vio en Harry Potter. El actor principal es Eddie Redmayne, ganador del Oscar. Interprete que tiene sus pulgares arriba y abajo en su filmografía pues tiende a actuar muy caricaturizado y eso hace que no se tome en serio, pero aquí, hace una buena adherencia por su físico y el personaje “outcast” que tiene entre manos. Colin Farrell es el auror Graves, también tiene lo suyo y es un potente elemento en las escenas en las que participa. Ezra Miller tiene la facultad de parecer vulnerable y a la vez fuerte, por ello nos creemos lo que hace con Credence. Y por supuesto, las nuevas caras que estaremos observando próximamente: Dan Fogler es Jacob (el Muggle o No Maj a quien Rowling le da el valor de no temer a lo desconocido, de confiar o confiarle cosas), Katherine Waterston personifica a Tina y Alison Sudol aparece como Queenie; los tres atrapan y causan simpatía a través de la pantalla, pronto nos hallamos esperando y deseando poder ver más de ellos (no queremos esperar dos años para la siguiente).



¿Notaron que he dicho “actor principal” o me refiero a los actores? No dije personaje. Lo que sucede es que, los verdaderos protagonistas son unas creaciones generadas por computadora, invenciones salidas de la mente de Rowling, de algunas historias épicas o mitologías, son los animales fantásticos (aka animadores) quienes se roban el corazón de todos.


Por cinco años hemos descansado de la magia, ya es hora de regresar a ella, si esto continua así, podría ser una franquicia superior a la que comenzó todo, sí, a Harry Potter. De entrada, “Animales fantásticos y dónde encontrarlos” ya superó unas cinco o seis cintas del maguito.



No hay comentarios: