viernes, 3 de octubre de 2014

Amor de Mis Amores



Crítica publicada el día 24 de Septiembre en el peródico El Sol de Mazatlán.

Hace unos días platicando con unas personas interesadas en hacer cine en el puerto, salió al tema si recientemente habíamos ido al cine y cuál habíamos visto, justo acababa de ver el filme del que a continuación hablare y cuando le dije que me sorprendió pues tenía ciertos aspectos técnicos interesantes, uno de ellos me contesto desdeñosamente “pos no más”. Revisando su filmografía, podría sugerir que quizá necesite contratar a esos decoradores. Siendo juiciosos y sinceros, hay muchas personas que hacen posible una película, no es solo director, guion y actores, sino hay un gran trabajo detrás que lo hace entendible (audio) y visible (todo lo visual).Hay muchos que quisieran tener las características que ciertas cintas comerciales tienen. Se podría lograr bastante si el apoyo fuera parejo. Muchos no entienden la complejidad de llevar a cabo un proyecto, otros sienten envidia ante lo alcanzado. Ahora bien, Amor de Mis Amores, es sorprendentemente entretenida gracias a los aspectos técnicos, y a ciertos actores. 

Mientras Carlos viaja a Madrid en busca de su mejor amigo, Javier, para que esté presente en su boda, Lucía, su prometida, atropella por accidente a León, y de este encuentro nacerá “el amor a primera vista”, aunque Lucía no sospecha que él está por casarse en una semana con Ana, la que hasta ese momento era “el amor de su vida”.

Caro

 Manolo Caro es un director teatral cuya obra llamada No sé si cortarme las venas o dejármelas largas llegó a los cines bajo su mando el año pasado. Dejó a varios satisfechos por su manera de inmiscuir al espectador ante las situaciones presentadas, presentó una buena dirección actoral e hizo gala de su entendimiento del escenario con una excelente ambientación, decoración y montaje, no cabe la menor duda de que Caro sabe representar. Este año regresa con su segundo largometraje de ficción, cuya trama central no es complicada de entender aunque si de vivir: el amor. Y para concluir ese punto, cada quien es un mundo, hace de su vida, relación y físico lo que le plazca, situación que vemos en la película, esto es amor y cada quien puede llegar a sus desenlaces sentimentales, conclusiones y juzgar las acciones de los personajes como desee. Tocando ese punto, hay cinco actores principales que nos presentan y nos hablan sobre lo que es, creen, viven y fue el amor. Y aunque todos están bien matizados dentro de su interpretación, Sebastián Zurita sigue algo impávido pero mejor que en Ciudadano Buelna (2013), al menos no sientes incomodidad; Erick Elías sale sobrando con su personaje, cuya buena vibra merecía más profundidad o su destino una visión; Juan Pablo Medina es buen actor y es encantador en la cinta; pero quienes se llevan el filme son las féminas, Mariana Treviño como la transexual llamada Shaila roba gran parte de las escenas; Sandra Echeverría a quién hemos visto en el papel de “buena” en telenovelas muestra otra etapa suya; Marimar Vega ha estado en otras cintas, obras teatrales y en televisión, demuestra de que raíz viene (hija de Gonzalo Vega) pues pasa de la risa, a perturbada y luego al llanto en un, dos por tres. 


 No es el personaje el que atrapa, es el ambiente que lo rodea, el gran montaje que posee la cinta, la música bien seleccionada en cada escena, incluyendo covers. El lenguaje moderno pero universal que presenta y ciertas menciones a películas (El Origen, 2010), lo que muestra su amenidad.

Como se menciona dentro de la obra, es una chikflick, un filme para chicas como A Él no le Gustas Tanto (2009) o Cómo Perder a un Hombre en 10 Días (2003). Amor de Mis Amores, es fresca dentro del ambiente del cine mexicano, no aspira a ser la cinta mandada a competir al Oscar, sino atraer un público femenino, con más carisma e inteligencia que uno que selecciona filmes parecidos como Casi Treinta (2014), Amar (2009) o en su tiempo Inspiración (2001).  Chicas, si buscan entretenimiento entre ustedes o en plan romántico, esta es la opción. 

Treviño

No hay comentarios: